fbpx

Puede solicitar ayuda si no puede administrar bien sus finanzas

Finanzas personales
Un cuidador informal ayuda según sea necesario. Si necesita más que ayuda ocasional, tal vez sea el momento de nombrar a un cuidador formal.

En Estados Unidos, la administración de las finanzas resulta algo muy intrincado, más aún si eres inmigrante. Actividades bancarias, pago de facturas, presupuesto mensual; son algunas acciones que resultan dificultosas de manejar, por lo que la mayoría de las veces las personas solicitan ayuda; generalmente de familiares, personas conocidas o del entorno. A ello se denomina ayuda informal.

Un cuidador informal ayuda según sea necesario. Si necesita más que ayuda ocasional, tal vez sea el momento de nombrar a un cuidador formal.

Ayuda informal

Compañero de conversación

  • Esto le permite brindarle a un familiar, amigo o profesional de confianza una descripción general de sus finanzas (incluso si no desea compartir todos los detalles)

Pídale a su institución financiera que envíe una copia de sus estados de a sus personas de confianza

Pídale a un amigo o familiar de confianza que se una cuando visite su entidad financiera.

Persona de contacto de confianza

  • Es posible que pueda agregar una persona de contacto de confianza a sus cuentas de cooperativa de crédito, cuentas bancarias o cuentas de corretaje. Le permite a su institución financiera comunicarse con la persona de confianza en determinadas circunstancias, como si cree que está sufriendo un fraude, una crisis de salud u otra emergencia que afecte sus asuntos financieros.

Los contactos de confianza no tienen acceso a su dinero; reciben una notificación si la institución financiera ve signos de explotación financiera.

Cuenta de conveniencia

  • Una cuenta de conveniencia o cuenta de agencia, le permite nombrar a alguien para que le ayude a depositar o retirar dinero y emitir cheques.

Una cuenta de conveniencia no es lo mismo que una cuenta conjunta, donde el dinero es de propiedad conjunta y el titular de la cuenta conjunta recibe automáticamente el dinero cuando usted muere.

Una cuenta de conveniencia no cambia la propiedad del dinero en la cuenta ni le da a su ayudante el derecho de conservar el dinero cuando usted fallezca. El dinero le pertenece sólo a usted.

Tutoría informal por parte de otros

  • Amigos, familiares y voluntarios pueden ayudarlo a administrar sus finanzas. Programe una reunión regular para que alguien venga y lo ayude a revisar sus finanzas y ver si ha estado gastando bien.
  • Una de las formas más fáciles de obtener ayuda con sus finanzas es unirse a un programa de tutoría o asistencia financiera. Si forma parte de una institución financiera, es posible que haya asesores en el personal que puedan ayudarlo a administrar su dinero. Las organizaciones locales sin fines de lucro también podrían ofrecer capacitación.

Ayuda formal

  • Poder notarial, si debido a su condición no puede administrar sus asuntos, puede otorgar a otras personas la capacidad de ejercer algunas o todas sus acciones en su nombre, incluidas las acciones financieras, a través de un poder notarial.

Un poder notarial es un documento legal y debe ser certificado ante notario. Cuanto más específico y limitado sea un poder, mejor. Por ejemplo, un buen poder notarial podría autorizar a un tercero a realizar retiros de su cuenta bancaria para pagar sus facturas de servicios públicos y alquiler únicamente. Un poder notarial más amplio que permita realizar retiros de su cuenta bancaria podría causar más problemas.

Beneficiario representante

  • Si recibe ingresos por discapacidad de la Administración del Seguro Social y es menor de edad o no puede administrar su dinero, se le puede asignar un beneficiario representante.

El representante del beneficiario, que podría ser una persona o una organización, recibirá su cheque y lo gastará en su nombre. El beneficiario debe gastar el dinero para su beneficio, guardarle el dinero no gastado y presentar informes a la Administración del Seguro Social. A menos que haya sido designado como su tutor, el representante del beneficiario no tiene un poder para realizar transacciones legales en su nombre.

Siempre debes iniciar cualquiera de estas relaciones con extrema precaución.

Una vez que usted entrega el poder o la autoridad para tomar decisiones financieras a otra persona, ya sea voluntariamente o como parte de un plan prescrito, es posible que le resulte muy difícil recuperar su autonomía.

No debe ceder el poder de toma de decisiones a nadie que pueda beneficiarse de usted, como el propietario del lugar que alquila o un médico encargado de concertar las citas. No importa cuánto confíes en esas personas, eso te coloca a ti y a ellos en una situación perjudicial.

“Para más consejos síguenos en el canal de crédito YouTube

Si necesita ayuda con su crédito y necesita un análisis gratuito puede contactar con nosotros si necesitamos acceder a su crédito. Ingrese a este link o comuníquese al (612) 474-9919

Asimismo, le invitamos a seguirnos en nuestras redes sociales: FacebookYouTubeLinkendInTwitterTiktokPodcast e Instagram, para que no se pierda ninguna información de valor que constantemente y de manera gratuita brindamos.