fbpx

Planifique y busque estrategias para salir de una crisis financiera

crisis financiera
Una de ellas es la elaboración de un presupuesto, es decir, un plan sobre cómo administrar su dinero cada mes.

Deudas, todo el mundo las tiene, está claro que provocan agobio, pero la
preocupación no debe llegar al punto de afectar la tranquilidad del hogar, porque
existen muchas formas de superar una crisis financiera.

Una de ellas es la elaboración de un presupuesto, es decir, un plan sobre cómo administrar su dinero cada mes. Esto le ayudará a ver en qué gasta y cómo podría hacerlo de manera diferente.

Junte sus facturas (luz, agua, electricidad, teléfono, seguro, etc.) y comprobantes de pago, revise los recibos para ver lo que normalmente gasta en comestibles, entretenimiento, transporte, ropa y otros diarios; sume todos los cheques de pago y cualquier otro ingreso, y reste sus gastos.

Cuando termine, busque las cosas que podría cambiar en su presupuesto, de manera que le quede más dinero cada mes. El objetivo es detener el aumento de su deuda, y también reducir la deuda que ya tiene, si puede.

Cuando tiene atraso de pagos, no espere, llame a sus acreedores, haga esto antes de que se involucre un cobrador de deudas. Dígales lo que está pasando, y trate de conseguir un nuevo plan con pagos más bajos que usted pueda afrontar.

Si la deuda pasó a un cobrador de deudas, trate de contactarlo para averiguar detalles de lo que le está cobrando. Existen normas que deben seguir estos cobradores, infórmese en ftc.gov/debtcollection.

En el caso de estar atrasado en su hipoteca, llame a su prestador inmediatamente, porque podría ejecutar la hipoteca de su casa. La mayoría de los prestadores tendrán buena disposición para ofrecerle una solución si creen que usted está actuando de buena fe y su situación es solo temporal.

La mayoría de los contratos de financiamiento de automóvil establecen que el prestador puede embargar su automóvil en cualquier momento en que usted se encuentre atrasado y no haga los pagos de su automóvil.

Si usted sabe que va a caer en morosidad, sería mejor que vendiera el automóvil usted mismo y pague la deuda. Evitará los costos del embargo y una anotación negativa en su informe de crédito.

Una agencia de consejería financiera, con buena reputación, puede asesorarlo en el manejo de su dinero y sus deudas, ayudarlo a desarrollar un presupuesto, ofrecerle materiales y talleres educativos gratis, y ayudarlo a crear un plan para pagar su deuda. Los buenos consejeros invertirán tiempo para conversar con usted sobre toda su situación financiera, antes de proponer un plan personalizado para resolver sus problemas de dinero Puede encontrar programas de consejería financiera sin fines de lucro a través de: cooperativas de ahorro, universidades, bases militares, sucursales del Servicio de Extensión Cooperativa de EE. UU. Su institución financiera o agencia local de protección al consumidor también podría referirlo a un consejero financiero.

Después que una agencia de consejería financiera haya revisado completamente su situación financiera, podría recomendarle que se inscriba en un plan de manejo de deudas como una ayuda para que pueda pagar sus deudas.

Los planes de manejo de deudas son para las deudas “sin garantía”, como, por ejemplo, las deudas de tarjetas de crédito y médicas. No son para las deudas “garantizadas”, como las deudas de casas o automóviles.

En un plan de manejo de deudas, un consejero financiero consulta para ver si usted y las compañías involucradas pueden acordar un plan para que usted pueda pagar el dinero que les debe.

Una vez que se logra este acuerdo, cada mes usted deposita dinero en una cuenta mantenida por su agencia de consejería financiera. El consejero financiero utiliza el dinero para pagar sus facturas de acuerdo con un programa de pago acordado. Usted no deja de pagar hasta cancelar toda su deuda.

Otra forma que la gente usa para rebajar los pagos mensuales de su deuda es consolidar la deuda a través de una segunda hipoteca o de una línea de crédito contra la plusvalía de la casa, o tomando un préstamo personal de consolidación de deudas de un banco o una compañía financiera.

Algunos de estos préstamos exigen que usted ponga su casa como garantía. Si usted no puede hacer los pagos o si se atrasa en los pagos, usted podría perder su casa.

La mayoría de los préstamos de consolidación tienen costos. Además del interés, es posible que tenga que pagar “puntos”, un punto es igual al uno por ciento del monto total del préstamo.

Así mismo, si desea hacer crecer y administrar sus ahorros, puede hacerlo con ayuda de Dun & Bradstreet y M1 Finance, ya que son compañías que crean estrategias personalizadas para su riqueza a largo plazo y automatiza el día a día en sus gastos sin comisiones.

Hoy le alcanzamos el siguiente informe a fin de que tome las mejores medidas y decisiones económicas.

Si desea agendar una cita con nosotros para aclarar cualquier inquietud acerca de este y otros temas financieros de interés general y de orientación, como en el presente tema, puede hacerlo a través del siguiente link, de ese modo, nuestros especialistas a cargo de Jessica Aliaga Froelke se estarán contactando con usted.

Asimismo, le invitamos a seguirnos en nuestras redes sociales: FacebookYouTubeLinkendInTwitterTiktokPodcast e Instagram, para que no se pierda ninguna información de valor que constantemente y de manera gratuita brindamos.